Los mejores counters para el Golem

El Golem últimamente ha pasado a ser un verdadero dolor de cabeza para muchos clasheros que no logran detenerlo a tiempo o confían la integridad de sus torres de coronas únicamente a una torre infernal, lo cual termina terriblemente mal cuando la reinician con descarga y los murciélagos de la bruja nocturna la derriban en segundos.

Si ya no estamos a salvo con Torre infernal, ¿cómo detenemos entonces al Golem? Aquí les presentamos los mejores counters para lograrlo.

PEKKA. Una de las mejores opciones a la hora de parar un golem, pues no solamente lo acabará rápidamente sino que un rayo, bola de fuego o veneno no le hará ni cosquillas. Solo toma en cuenta que su costo de elixir es muy similar y normalmente el rival acompañará también con recolector, contando con más elixir que tú. Asegúrate de llevar alguna tropa anti aérea para eliminar la cobertura del golem que podría mermar rápidamente a tu PEKKA, un mago, verdugo o bebé dragón suelen ser suficiente. Recuerda que al enfrentar a un golem, el verdadero problema no es el golem en sí, sino todo el push que viene detrás.

Torre infernal. ¡Pero si acabamos de decir que la torre infernal ya no es suficiente! ¿Por qué juegas con mi mente Tío Clash? Cálmense, lo que pasa es que la torre infernal no es completamente inútil, si la colocamos bien… Lo peor que nos puede pasar al defender con esta carta, es que el rayo rival acabe con ella, le pegue a nuestra torre de coronas y muchas veces calcina también nuestro mago, mega esbirro o mosquetera que complementaba la defensa. ¿Cómo evitar esto? Muy simple, JAMÁS pongas tus tropas defensivas cerca de la infierno y pon la infierno alejada de tu torre de coronas, más bien cercana al río, de esta forma el rayo golpeará solamente a la infierno, el rival habrá gastado su rayo, una gota más de elixir que tú y te dará tiempo de formar una mejor defensa.

Solo ten cuidado con unos posibles esbirros o murciélagos que pueden jugarse pegados al río para distraer la infierno, si logras controlar eso, podrás defender más fácilmente.

Dragón Infernal. Otra genial tropa que puede detener rápidamente al golem y que además no muere con cualquier hechizo. El Dragón Infernal necesitará pocos segundos para partir al golem en dos, solamente nunca lo pongas justo encima suyo pues entre su daño mortal y algún hechizo de apoyo puedes quedarte sin dragón.

Bárbaros / Bárbaros de Élite. Estos fieros guerreros pueden acabar con un golem muy rápidamente, pero aquí los hechizos sí son un problema pues pueden dejar agonizando a tus bárbaros y ser rápidamente eliminados por las tropas detrás del golem, ¿la solución? Tendrá que ser obligar a tu rival a gastar antes su hechizo o bien, atacar por el otro lado para obligarlo a defender y no tenga elixir suficiente para usarlo.

Otro Golem. Este obviamente no es un counter como tal pues dos golems simplemente se van a ignorar, pero lo que buscamos con esto es que tu golem jale al push rival para que no tengas que preocuparte por nada salvo detener el golem enemigo. La mala noticia es que el rival hará lo mismo, así que el resultado dependerá de qué golem tenga el nivel más alto y qué cartas uses para complementar. En lo personal te sugiero que no gastes todo tu elixir restante en detener al golem enemigo, sino que inviertas aunque sea un poco en mandar una unidad de soporte que avance detrás del tuyo, de este modo podrás defenderlo y causar más daño del que el rival te causará si decidió no acompañar a su golem.

Como ya dijimos un poco más arriba, el problema normalmente no es el golem sino todo el push que viene detrás, así que más que counters, existen recomendaciones generales que puedes seguir para arruinar la estrategia del oponente:

Destruye su recolector. El momento más mortal de un mazo de golem es el minuto de doble elixir, si además de esto le diste oportunidad de sacarte ventaja con algunos recolectores puedes darte por muerto, así que recuerda llevar siempre una carta que puedas jugar en respuesta a un recolector. No siempre tiene que ser algo que lo destruya, puede ser un ataque rápido que obligue al rival a gastar su elixir restante en defender, solo asegúrate de gastar menos elixir del que él usa para defender, o de lo contrario le estarás dando todavía más ventaja de elixir, aunque derribes su torre al primer push. También puedes llevar un recolector tú mismo, para al menos emparejar las cosas.

Divide y vencerás. Si el ataque viene por el flanco derecho, no es mala idea que tú comiences el tuyo por el flanco izquierdo, así obligarás al rival a defender y no dar el mismo apoyo al golem. Solo asegúrate de guardar en la mano tu mejor counter o de lo contrario tendrás un golem completamente libre golpeando tu torre. Una estructura defensiva o una horda suelen ser las mejores opciones en estos casos, solo posiciónalos correctamente, como veremos en los siguientes puntos.

Jamás pongas esqueletos o esbirros cuando está a punto de morir. El golem tiene daño mortal, creo que mucha gente lo olvida pues me ha pasado muchísimas veces que tiran su horda de esbirros justo cuando va a morir, llevándosela al instante, lo que significa una pérdida de 5 gotas de elixir para nada, error mortal. Si ves que sus puntos de vida son bajos, mejor será esperar a que explote y luego bajar tu horda, si bien el daño del golemita les afectará, no es suficiente para matarlos.

Jamás pongas tus esbirros encima ni de frente. De la mano del punto anterior, una horda de esbirros es un gran counter para el golem, pero si la colocas mal su daño mortal acabará con ella, dejando a dos golemitas completamente sanos avanzando y absorbiendo el daño para un posible push rival. Entonces, la posición óptima de una horda de esbirros será DETRÁS del golem, verás que de este modo no serán alcanzados por su explosión.

Mucho cuidado si quieres activar tu torre con tornado. Un movimiento clásico con el tornado es jalar la tropa enemiga a tu torre del rey para activarla, esto es muy efectivo con cartas como minero, barril de duendes o montapuercos, pero no necesariamente es buena idea con golem, pues sus puntos de vida son extremadamente altos, por lo que tus tres torres se enfocarán en atacarlo y tardarán un rato, dejándote completamente indefenso ante el hipotético push que vendría detrás del golem. Es decir, si quieres hacer este movimiento con tornado, asegúrate de que tu rival no tiene elixir para atacar mientras tus torres están ocupadas o bien, asegúrate de tener suficiente elixir para contenerlo.

¿Qué otra carta les gustaría que les ayudáramos a detener Clasheros? Díganlo en los comentarios y con gusto nos pondremos a trabajar.

Written by El Tío Vick

Cinéfilo, mercadólogo de profesión y gamer por convicción. Me gusta escribir, rockear con buena música y observarlo TODO.